Mientras Israel sigue su ofensiva en Gaza, los jefes de la CIA y del Pentágono presionan por otro canje de rehenes con Hamas


Mientras Estados Unidos reafirmó públicamente su apoyo a Israel en la devastadora ofensiva en Gaza y pidió aumentar la ayuda humanitaria para ese enclave palestino, los más altos funcionarios de inteligencia y de defensa de Washington presionaban en gestiones reservadas por una rápida reanudación del canje de rehenes y prisioneros para descomprimir el tenso escenario regional y evitar un derrame del conflicto.

Según informes coincidentes de los diarios The Wall Street Journal y The New York Times, las conversaciones fuera de los focos adquirieron más urgencia tras el asesinato el viernes por parte de soldados israelíes en Gaza de tres rehenes mientras enarbolaban una bandera blanca, un incidente que ha fortalecido los llamamientos públicos en Israel para dar prioridad a la liberación de cautivos sobre otros objetivos militares como la inmediata liquidación de la cúpula de Hamas, tal como promete a toda hora el premier israelí Benjamín Netanyahu.

El director de la CIA, William Burns, viajó a Varsovia para reunirse con su homólogo israelí, David Barnea, y el primer ministro de Qatar, según funcionarios estadounidenses y egipcios. Las reuniones son un esfuerzo por reiniciar las discusiones sobre los rehenes. En paralelo, el secretario de Defensa, Lloyd Austin, y el general CQ Brown Jr., jefe del Estado Mayor Conjunto estadounidense, se reunieron con Netanyahu y los demás miembros de su gabinete de guerra, entre ellos el ministro de Defensa, Yoav Gallant, y Benny Gantz, ex funcionario del área.

“Continuaremos proporcionando a Israel el equipo que necesita para defender a su país, (…), incluidas municiones críticas, vehículos tácticos y sistemas de defensa aérea”, aseguró el jefe del Pentágono tras su cita con Netanyahu. Austin también se refirió a Israel como el “mejor amigo” de Washington y dijo que su país “no marcará el tempo ni los plazos de la guerra”.

Los rostros de rehenes de Hamas frente al complejo de Kirya, que alberga el Ministerio de Defensa israelí. Foto Reuters

Pero en privado reiteró los desacuerdos de la Casa Blanca con el modo en que el gabinete israelí lleva la guerra, golpeando a la población civil de Gaza con sus bombardeos y levantando la indignación del mundo árabe y de incluso aliados de Israel. Al respecto, este fin de semana los cancilleres de Reino Unido, Alemania y Francia reclamaron un cese del fuego “sostenido”.

Más de 19.000 personas han muerto en Gaza, la mayoría de ellas mujeres y niños. El conflicto estalló tras el ataque terrorista de Hamas, el 7 de octubre, cuando sus combatientes mataron a 1.200 israelíes, en su mayoría civiles, y secuestraron a otras 250. Actualmente, 129 personas siguen secuestradas, una cifra que incluye los cuerpos de 21 cautivos, que Israel estima murieron en cautiverio.

Video

El joven de 19 años fue encontrado sin vida en Gaza.

El brazo armado de Hamas, las brigadas Ezzedine al Qasam, difundió un video con tres ancianos israelíes pidiendo negociaciones para su liberación.

El llamado “canal de inteligencia” fue de los más productivos para el canje rehenes. Bajo el alto el fuego de 7 días, que terminó el 1 de diciembre, 105 rehenes fueron liberados, mientras que Israel entregó 240 prisioneros palestinos.

Osama Hamdan, alto funcionario de Hamas en Beirut, dijo que ese grupo no hará otro canje a menos que Israel cese su guerra, algo que los israelíes rechazan. Con su control sobre Gaza en peligro, Hamas busca un pacto para cesar la guerra que le permita declarar la victoria. Pero Israel quiere un acuerdo que renueve el apoyo público para continuar su ofensiva.

El Wall Street Journal afirmó que algo que complica la negociación es que Hamas no está seguro de cuántos rehenes tiene y cuántos puede reunir para canjearlos. El anterior alto el fuego terminó cuando Hamas no pudo presentar una lista de rehenes para liberar a continuación, dijeron funcionarios estadounidenses e israelíes.

Fuente: AP, AFP y Clarín



Source link

Scroll al inicio