“Si Putin ganara en Ucrania estaría tentado de ir más lejos»


«Nadie puede saber cuáles son las intenciones exactas de Vladimir Putin, pero si ganara en Ucrania estaría seguramente tentado de ir más lejos en los próximos años», dice en una entrevista con Clarín, Bruno Tertrais, director adjunto de la parisina ‘Fundación para la Investigación Estratégica’ y uno de los grandes expertos europeos en disuasión y proliferación nuclear, además de en estrategia militar.

Tertrais trabajó en el pasado para el Ministerio de Defensa francés y para la OTAN. Desde hace dos décadas se dedica a la investigación. A continuación, su diálogo con Clarín.

-Algunos dirigentes europeos hablan de una amenaza militar rusa contra Europa en los próximos años. ¿Podemos esperar un ataque como advierten?

-Nadie puede saber cuáles son las intenciones exactas de Vladimir Putin, pero si ganara en Ucrania estaría seguramente tentado de ir más lejos en los próximos años. De todas formas, no creo que haya un riesgo de ataque militar ruso contra un país de la OTAN hoy mismo. Si hay un riesgo, es por ejemplo contra Moldavia, que no es miembro de la OTAN ni de la UE. Una parte de su territorio, la Transnitria, es independiente de facto y Rusia podría verse tentada de enviar tropas.

Bruno Tertrais, experto en disuasión nuclear. Foto: Gentileza

-En caso de ataque en el futuro, ¿qué países estarían más en riesgo?

-Tratándose de un ataque militar clásico seguramente los países bálticos y Polonia serían los que estarían en mayor peligro. Pero todas las democracias occidentales son vulnerables a un ataque no convencional, de tipo ciber, por ejemplo. Y a la desinformación.

-La hipótesis de la vuelta de Donald Trump a la Casa Blanca pone a la OTAN bajo presión. Si EE.UU. mostrara a Rusia que no ayudaría a un país europeo atacado, ¿los europeos podrían defenderse solos de un ataque convencional?

-La cuestión es saber si podríamos disuadir a Rusia de atacarnos. Si esa no es la situación, y si todas las fuerzas estadounidenses abandonaran Europa -una hipótesis extrema- sólo podríamos defendernos con medios clásicos de un ataque limitado.

-Putin (y Medvedev) habló algunas veces de armas nucleares. ¿La amenaza es creíble? ¿Podría usarlas para ganar en Ucrania si estuviera perdiendo?

-Lo que diga Medvedev no tiene ninguna importancia. Los únicos funcionarios habilitados para hablar de armas nucleares son Putin, Lavrov (canciller), Shoigu (ministro de Defensa) y Patrushev (secretario del Consejo de Seguridad ruso). Sus declaraciones son menos “amenazas” que “recordatorios disuasivos”. No las considero particularmente inquietantes. Además, constato que no hay ningún movimiento de armas nucleares, ninguna puesta en alerta alta o ninguna maniobra que se salga de lo habitual desde el 24 de febrero de 2022 (fecha de inicio del ataque a Ucrania).

-¿Pero debemos tener miedo al uso de arma nuclear por parte de Rusia?

-El riesgo me parece siempre demasiado sobreevaluado. Lo que dice el Kremlin desde el 24 de febrero de 2022 es conforme a la doctrina nuclear rusa oficial. Y las condiciones para el uso del arma nuclear, en esa doctrina, son muy estrictas.

-¿Putin no puede pensar que usar el arma nuclear podría acabar la guerra en las condiciones que quisiera Rusia?

No estoy en su cabeza. Y constato que incluso China le dijo que lo vería muy mal. Pero en condiciones extremas podría pensarlo. Si lo hiciera no sería probablemente sobre el teatro de operaciones ucraniano, porque esas armas demandarían manipulaciones visibles y largas. Tendríamos tiempo para reaccionar. Podría ser un misil lanzado al Mar Negro, sin efecto militar, sólo como señal política.

-El presidente Macron habló de enviar tropas europeas a Ucrania, aunque fuera en funciones no de combate. ¿Sería entrar en guerra contra Rusia?

-No. Sería estrictamente asistencia a Ucrania. Nadie piensa seriamente que fuerzas de combate occidentales vayan a combatir contra el Ejército ruso. De todas formas, Moscú estima que ya está “en guerra contra la OTAN”.

-¿Hay ya tropas occidentales en Ucrania, como por ejemplo de inteligencia o expertos en algún tipo de armamento cedido a Kiev?

-Tropas (de combate) seguro que no. Agentes de inteligencia, seguro que sí. También asesores o formadores para las tropas ucranianas.

-¿El arma nuclear francesa podría ser el paraguas nuclear de la Unión Europea, incluso con un arsenal mayor financiado por la propia Unión, aún estando bajo control francés o podría compartirse?

“Europa”, no “la Unión Europea”. Sobre todo, no hay que implicar a la UE en asuntos de disuasión nuclear. También porque el Reino Unido (ya fuera de la UE) debería tener un papel. Además, no se compartiría la financiación de la fuerza de disuasión francesa: eso no interesaría a nadie, sobre todo no a Francia, que no querría ver cómo su presupuesto nuclear depende en parte de parlamentos extranjeros. Y París no compartiría ni más ni menos la decisión de empleo (del arma nuclear) que lo hace hoy Washington con sus aliados. Dicho de otra forma: se puede consultar, pero sólo puede haber un decidor. Es así como funciona en la OTAN y no imagino que pueda funcionar de otra manera en un marco europeo.

-¿Debe la Unión Europea empezar a desarrollar su propia capacidad de Defensa fuera de la OTAN?

-No fuera de la OTAN mientras no sea necesario. Lo que importa hoy es aumentar nuestras capacidades de combate nacionalmente, lo que beneficiaría a toda Europa en todos los escenarios.



Source link

WP Radio
WP Radio
OFFLINE LIVE
Scroll al inicio